Plato de ducha de hormigón

¡Prepárate para la revolución en tu baño con el plato de ducha hormigón! Olvídate de los platos convencionales y da la bienvenida a la robustez y el estilo industrial que solo el hormigón puede ofrecer.

Este plato no es solo una base para tus pies, es un manifiesto de modernidad. Con él, cada ducha se convierte en una experiencia única, como si estuvieras bajo una cascada en medio de la naturaleza, pero con la comodidad de tu hogar.

Características del plato de ducha de hormigón

  • Material: Fabricado con hormigón reforzado con fibra de vidrio, lo que le confiere una alta resistencia y durabilidad.
  • Dimensiones: Típicamente, las dimensiones son de 120 cm x 80 cm, aunque pueden variar según el fabricante y el modelo.
  • Grosor: El grosor estándar es de 5 cm, proporcionando una base sólida y estable.
  • Acabado superficial: Posee un acabado texturizado antideslizante para mayor seguridad durante el uso.
  • Color: Generalmente disponible en blanco, pero puede haber otras opciones dependiendo del fabricante.
  • Resistencia al impacto: Capaz de soportar hasta 600 kg/cm², lo que indica su capacidad para resistir golpes y caídas de objetos.
  • Capacidad de carga: Puede soportar una carga de hasta 250 kg, lo que lo hace adecuado para usuarios de diferentes pesos.
  • Drenaje: Incorpora un sistema de pendiente hacia el desagüe para facilitar la evacuación del agua y evitar estancamientos.

Encuentra más modelos de platos de ducha diferentes

Deja un comentario